Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Noviembre de 2007.

ANTONIO

20071101183019-1024x768-bebe-chimpance.jpg
Mi padre era un hombre altísimo y delgadísimo que odiaba, entre otras cosas, la corbata.Cuando el sha de Persia puso de moda los jerseys cuello cisne, él se agarró como un clavo ardiendo al sha y se despidió para siempre de las corbatas.En los años sesenta suponía un gran atrevimiento.
Cuando se oía el inconfundible ruído de la llave entrando en casa, un giro lento, característico suyo, los tres hermanos corríamos al recibidor, porque cada día era una sorpresa, una locura mayor, la llegada de mi padre.
La primera vez fué un camión lleno de juguetes descargando ...no era Navidad, ni el cumpleaños de nadie, era un día cualquiera que él convertía en mágico.Pasaba por la calle, vió una tienda con grandes carteles de liquidación por cierre, entró, pactó un precio y llegó en camión a casa mientras sonreía generosamente y nos miraba ...los gritos, los abrazos, los saltos...nos dijo que podíamos quedarnos con casi todo, pero que también debíamos elegir juguetes para los niños del poblado gitano donde mi padre, Antonio, daba clases todas las tardes al salir del bufete de abogados que presidía.
Antonio dejó la corbata y dejó la toga.Era criminalista, y ganó un jucio muy sonado.Consiguió la absolución de un asesino.Nos reunió a los tres, y de la forma más sencilla del mundo nos hizo entender que nunca más volvería a ejercer porque un asesino estaba en la calle y él no podía continuar defendiendo personas malas.
Mi madre puso en grito en el cielo.Antonio llevaba un paquete grande envuelto en papel de embalar.Lo deshizo y nos enseñó un extraño traje negro con pliegues, es la toga, decía,lo que llevamos los abogados en los juicios, ya no me la pondré nunca más.Y así fué.
Para nosotros fué lo mejor del mundo, porque entró a trabajar en el Instituto de Investigaciones`Pesqueras, fundado por el abuelo.Aquello era un acuario inmenso, el único que había entonces en Barcelona.
Un día llegó con un pez negro, muy grande, y un acuario que instaló en el salón.Le llamamos Atila, porque era muy feo.Atila era ciego y se pegaba unos porrazos tremendos contra los cristales del acuario.Mi madre no estaba dispuesta a vivir con un pez ciego que daba el espectáculo en el salón , de modo que mi padre se lo llevó y lo trajo de nuevo con vista en uno de los ojos.No sé cómo lo hizo, pero Atila veía y nadaba como un pez normal.
Pero el día más importante de mi infancia fué la llegada de Chita.Yo estaba en cama con la gripe, y al escuchar los gritos de mi madre y el famoso "Antonio, no ¡¡¡", supe que algo maravilloso estaba pasando.
Antonio trajo un chimpancé.Sí, una mona, pequeña, de la mano.Nos volvimos locos.Chita actuaba como una persona, te daba la mano, te acompañaba, respondía a ciertas órdenes, pero se le iba la olla.Dormía en un cajón de madera con almohadón y sábanas.Se tapaba sola.Se sentaba en la mesa y engullía plátanos, pero de pronto se enfadaba, golpeaba la mesa chillando y lo tiraba todo.
Yo creí que mis padres se iban a separar.Nosotros no queríamos separarnos de Chita.Yo le dije a mi padre que debíamos vestirla, y salimos a la calle con la mona de la mano en busca de una tienda.Todo el mundo nos miraba,se paraba, se reía.Yo me sentía muy importante.En la tienda elegimos un jersey de rayas y unos tejanos, le hicieron fotos, la cogían en brazos, le daban caramelos.
Mi madre no estaba dispuesta a aguantar todo aquello.Chita hacía sus necesidades en un orinal, pero luego se lo tiraba por la cabeza.Se colgaba de las cortinas, deshacía las camas, abría la nevera.
Antonio nos convenció de que debíamos llevarla al zoo.Nos despedimos de ella, después de tres meses de intentar educarla, con muchas lágrimas.
Hoy iba por la calle y he escuchado decir a alguien : "Antonio ¡¡¡¡¡", de la misma forma que lo gritaba mi madre.
Nadie puede imaginar lo que ese nombre significa para mí.
Antonio murió a los 43 años.Nos dió tanta alegría y tanta locura que recordarle es como volver a estar con Chita.Ese era mi padre.



Jueves, 01 de Noviembre de 2007 18:30 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

DOLORES

20071102225258-babylon4.jpg

Ella tiene la fuerza de un dragón y ha estado en todas las batallas.

De mí conoce hasta el color del miedo.

Ella se inclina contra las olas y salta la corriente.

Yo grito cuando el mar se acerca y me moja los pies.

Ella afrenta al volcán y ríe ante la lava.

Yo busco un policía que nos salve.

Ella dibuja el sol cuando amanece

Y yo lo escribo.

Y siempre ha sido así, porque la dama

Deja una estela huérfana si pasa

A veces no la veo

A veces se adelanta

Y sin embargo llora, como yo, cuando el alba

Se olvida de nacer y nos recuerda

Que ya no somos jóvenes, que queda

El resto para ser, para vivir del resto

Porque nadie nos quitará lo mantenido

Y por eso la quiero, y por eso, más

Ella se llama Dolores

Y yo, Consuelo.

Viernes, 02 de Noviembre de 2007 22:53 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema


AHIJADA

20071104164514-petra-y-yo.jpg

El mundo es tu pelota de colores

naciste entre la seda y frente al mar

gritas como una hiena si te niego

la patata, el ogro, el caramelo

y dices NO con la furia embravecida

Petra.

 

me dijo, en la piscina, acercándose mucho:

"Quieres ser mi mejor amiga para toda la vida?"

 

Domingo, 04 de Noviembre de 2007 16:45 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

no te imaginas lo que hablarán de nosotras cuando hayamos muerto

20071105172138-nadiehablara.jpgSonó el teléfono.”Hola, soy Dolores. He leído un relato tuyo en Ajoblanco que me ha interesado mucho. Me gustaría tener tu dirección para poderte escribir…” , y se la dí. Yo tenía dieciocho años recién cumplidos. Quería vivir de la literatura. Estaba a punto de casarme. Vivía con mi madre.La primera carta que recibí, decía: “Nuestros nombres se complementan: Dolores-Consuelo”. Continúa siendo así.Nos encontramos por primera vez en Madrid, frente a Espasa-Calpe. Ella llevaba un abrigo marrón. Los abrigos son algo característico en ella, no sé por qué.Me regaló un enorme ramo de flores y yo una pitillera antigua de plata. Hablamos sin parar como si nunca nos hubiéramos desconocido.Libros, proyectos, sueños, vida…la que era y la que fué. Parece fácil recordar ahora, pasados tantos años, todo lo que queríamos hacer…gran parte de los proyectos se cumplieron, de mejor ó peor manera.Cuando me peleaba con mi marido, la frase era : “Me voy a casa de Lola”.Cuando ella se peleaba con el suyo, no decía nada y cogía un avión a Barcelona.Entonces no era tan sencillo viajar como ahora, retrocedo a treinta años, los vuelos eran muy caros, pero lo hacíamos.Me quedé embarazada y pasé nueve meses horribles, descompuesta, vomitando y con mareos demasiado frecuentes. Mi tripa era tan grande que sobre ella sostenía un plato, el vaso lleno y los cubiertos. Ella llegó una mañana, por sorpresa, con una bolsa de patatas fritas y coca-cola, mis dos adicciones.Era verano y hacía un calor insoportable. Atravesamos Barcelona, éramos casi felices, ó de los tiempos más felices que recuerdo.En los ambientes literarios se nos conocía como las de “la gauche divine”, creo que no nos soportaban, ó no nos entendían. Y ella sacó la primera revista literaria, ORTO, una filigrana hecha con infinito esfuerzo y muy poco dinero.A finales de Julio, y ante las primeras contracciones, la llamé. “Aprieta las piernas y no llores ¡ “ –me decía-.Embarazos, divorcios, muertes … todo lo que forma parte de la vida estuvo, miserias, angustias, triunfos…ella jamás dejó de escribir y de dedicarse por completo a la literatura. Yo tiré la toalla en algún momento, no tengo excusa, mi lucha por sobrevivir fue tan tremenda que no tenía tiempo, no me quedaba espacio. Lo que no estaba previsto es que yo me hiciera rica, y mucho menos en el mundo de los negocios, cosa que despreciaba categóricamente , porque, para mí, un empresario era un hijo de puta.“Oye, es que me he dado cuenta de que sirvo para esto. Voy a montar una empresa, pero no se lo digas a nadie, que me dá mucha vergüenza”.Durante mucho tiempo lo oculté. Hasta que, supongo que después de tanto esfuerzo, me importó un bledo. Viajé por todo el mundo, trabajé doce, catorce horas al día. Todos me decían que había triunfado. Yo nunca lo he visto así, simplemente creo que descubrí en mí unas habilidades desconocidas que me han sido rentables. Poco más, ó nada más.Casi no escribía, y cuando lo hacía, ni me molestaba en consevarlo. Me alejé de la literatura, de todo lo que hay alrededor, de una forma de vida que siempre fue la mía, la nuestra.Le mandé un libro, “Al ladrón”. Lola lo leyó, y me mandó una nota. “No está trabajado. Se nota que no escribes, corrígelo, puede ser bueno, pero corrígelo.”De eso hace dos ó tres años.El pasado mes de Agosto cumplí 49. Y ella me regaló un blog. Me provocó a conciencia, y la batalla no ha sido estéril. Retomé de nuevo el libro. Escribo sin cesar, tanto en el blog como en todas partes. Me ha rescatado. Me ha devuelto las ganas, la intención, la dedicación. Le mandé de nuevo el libro corregido.“Es muy bueno. Ahora sé que has vuelto.”Poco importa si ese libro verá ó no la luz, no me preocupa. Pero , sabes, Lola, una vez más me has rescatado de las cenizas. Qué ironía del destino. Tú eres la inteligente, yo, la lista. El mérito es tuyo, no mío. Tú has triunfado, yo no. Sabes que no me importa nada reconocerlo, soy así. Tú eres la fuerte, yo soy puro escenario. Puedo aparentar comerme el mundo, pero me tumbas de una patada con una de tus frases, y en ése justo momento sé que estoy equivocada. Yo estoy loca, tú también, pero tu locura tiene forma, la mía se desdibuja en arranques inútiles. En efecto, me has hecho volver, y he vuelto.Gracias por eso, gracias por estar, por ser, por permanecer. Siempre que pienso en nosotras recuerdo el título de una película que me encanta: “Nadie hablará de nosotras cuando hayamos muerto”, pues será todo lo contrario, hablarán hasta hartarse. Porque nos han envidiado, calumniado, imitado, traicionado, amado, buscado… porque han querido acercarse , hurgar, averiguar, entender… y, como dice mi amigo Santiago : “Pero de verdad os creíais que podíais entrar en nuestra higth society? De verdad ¿? Pues no ¡¡¡ por cotillas, por trepas, no ¡¡¡ anda y largaros con viento fresco ¡¡”.Del mismo modo que nuestros nombres se complementan, nunca nos abandonará la fuerza de seguir y de ser. Tenemos todos los secretos, todas las pócimas, todas las recetas. Gracias por ser. Gracias por hacerme volver, porque sin ti, Lola, no habría regresado jamás. Tú lo sabes.Yo lo sé. 
Lunes, 05 de Noviembre de 2007 17:21 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

A LA MEMORIA DE TRINIDAD PÉREZ, LA MONJA QUE FUMA-UN RELATO PARA DORMIR EN PAZ

20071106140024-manton-6025-s.jpgA LA MEMORIA DE TRINIDAD PÉREZ, LA MONJA QUE FUMA-UN RELATO PARA DORMIR EN PAZ

La primera vez que me pusieron ante un bastidor sentí tal atracción por los hilos de colores, las agujas y el ruído, que me olvidé de dónde estaba.

No había bordado en mi vida, pero llegó a seducirme tanto que me puse junto a la monja y le pedí que me enseñara.

La hermana Sergia me miró desconfiada, era imposible que alguien como yo quisiera aprender a bordar.Pensó que estaba tramando algo, y no me hizo caso.

Al día siguiente, insistí de nuevo. Creo que por agotamiento, me puso una tela pequeña y dibujó unas flores.Me indicó los primeros pasos y empecé.

No seguí el dibujo, me inventé otra cosa sobre el trazo, y resultó un extraño collage de colores bastante acertado.Pedí más telas y más hilos.Empecé a recoger todos los retales de tela que pillaba,cordones,trozos de cuero, y creaba pequeños cuadros de tela, escribía nombres, cosía lentejuelas, hasta llegué a coser mechones de pelo con poemas encima.

Como a la hermana Sergia no le gustaba ni lo entendía, y sin embargo sí apreciaba mi interés por bordar, me sugirió hacer algo con ella “en serio”.

Lo “serio” fue una mantelería horrorosa que hicimos juntas.El bastidor era muy largo y estrecho, medía más de dos metros.Conseguí convencerla para que me permitiera escuchar a los Beatles cuando comprobó que no sólo aprendía con rapidez sino que lo hacía más aprisa y , creo, mejor que ella.

Estaba claro, las monjas me redimirían por el bordado.No sé cuántas mantelerías hice yo sola, pero me colocaba el ruído de los hilos atravesando la tela, menudo chollo, pensé, hago lo que me gusta y se creen que soy buena.

Terminé bordando casullas de sacerdote y demás ornamentos para la iglesia.

Si a esto le añadimos que la hermana Pilar Sotomayor se empeñó en pintarme porque decía que tenía el mismo rostro que la virgen, pues estaba todo hecho.

Yo bordaba por las mañanas y por la tarde posaba para la hermana Pilar.Pero no sabía que ella pretendía colgarme de las paredes de la iglesia.

Terminó un cuadro tan grande, tan grande, que cuando lo ví, a medias, no se me pasó por la cabeza que yo podía tener algo que ver con la virgen.

Y el día de la fundadora, al entrar en la iglesia, veo mi cara, perfectamente reproducida, rodeada de angelitos y con un vestido que no acababa nunca entre blancos y azules: La nueva virgen era yo.

Me quedé helada, me salió del alma y grité: Hostia ¡¡¡ …

Todas las internas se echaron a reír.La cara de odio de las monjas iba en aumento, pero no interrumpirían la ceremonia.El cura llevaba una casulla que yo había bordado en hilo de oro.Como la hermana Sergia ya no me vigilaba, yo seguía el dibujo pero dejaba de una forma u otra mi señal.En la casulla del pobre sacerdote había escrito, entre grecas y flores, confundiendo en muy pequeños hilos, una frase: “Qué miras, majadero, no ves que es un letrero, soy Satanás”.Era imposible verlo si no te acercabas mucho, porque entre números romanos y una frase en latín, quedaba muy confuso.

Total, ahí estaba yo, en la pared, todos y todas rezando para mí, y el sacerdote con mi mensaje subliminal campando en el altar, bendiciendo y rogando, sermoneando y alzando los brazos.

Una mañana, la madre superiora me convocó en su despacho para felicitarme por mis habilidades y me propuso subir al taller de “labores de oro” donde sólo las monjas trabajaban, nunca había estado ninguna interna, por lo que debía tomarlo como un honor.Y lo fué, porque allí conocí a la hermana Trini. Se sentó a mi lado, era pequeña y dulce como un buñuelo, blandita y con azúcar.Se quedaba embelesada mirando mi manejo con la aguja y me traía caramelos, bocadillos y dulces, y nadie sabe el valor que esas cosas adquirían allí dentro.No era como las otras, lo percibí enseguida.A las doce del mediodía, le pedí que me consiguiera un par de pitillos.

-“Bueno, te los traigo, pero te los tienes que fumar en la huerta, escondida tras el portón de madera, yo vigilaré mientras tanto”.-

Bodadillos, dulces, caramelos y tabaco …la hermana Trini era mi salvación.Yo seguía bordando, y escribiendo mensajes.El siguiente fué :”No me creo nada”.

El convento entero rezando a una imagen de la virgen que era yo, el cura con mensajes imperceptibles en la casulla, comida y tabaco, qué más podía pedir.

Me sentía la dueña del cotarro, la jefa de la mafia, y todo con tan poco esfuerzo y sólo por bordar y bordar ¡¡¡

Estaba yo maquinando un tercer mensaje cuando la hermana Trini me trajo una caja preciosa con hilos de todos los colores.”Para ti, para que bordes lo que quieras”.

Me sentí culpable, mala, cruel.No podía seguir haciendo lo de los mensajes, además, tenía que decírselo.A las doce, cuando me trajo los pitillos, le dije que tenía que hablar con ella.

-“Hermana, he hecho algo horrible, y es que no quiero hacerlo más, no le va a gustar, se va a enfadar, pero tengo que decírselo”.-

Cuando terminé de explicarlo, me cogió de la mano y me llevó a la sacristía.Buscó las casullas y se puso a buscar detenidamente entre los bordados las frases que yo le había dicho, no las encontraba, estaban tan camufladas que no las encontraba, tuve que mostrárselas yo.

-“Esto no lo tiene que saber nadie, cómo has podido, gamberra, en todos los años de religiosa no he visto nada parecido,Consuelo que esto es muy grave, aquí se queda, tú no has hecho nada y yo no sé nada.”-

-“Gracias, hermana.No lo volveré a hacer, lo prometo. Es que me aburro tanto, me siento tan mal, no aguanto todo esto…”.-

-“Nunca diré nada.Pero ahora tú me vas a guardar otro secreto y así estamos las dos en paz.No lo sabe nadie ni lo tiene que saber nadie, pero nunca, nunca, nunca, está claro?”.-

-“Sí, hermana, claro, pero una monja tiene secretos? Qué secreto es?”.-

Y la hermana Trini me cogió uno de los dos pitillos, sacó un mechero y se puso a fumar.

-“Hostia ¡¡¡ solté.Pero esto qué es? Hermana Trini, usted fuma? Qué fuerte, madre mía, hermana, qué fuerte¡¡”

-“No blasfemes ¡¡ deja de decir siempre esa palabra ¡¡¡ sí, fumo, no lo puedo evitar, me gusta muchísimo, me tranquiliza.Además, los curas fuman, no? Por qué las monjas no podemos fumar, por qué?”

-“Tiene toda la razón, hermana,fume, yo ni muerta se lo contaré a nadie, me enterrarán con eso, se lo juro, hermana.”.-

A partir de aquel momento, la hermana Trini era mi mentora.Fumamos las dos a escondidas todas las mañanas y terminé por acostumbrarme a verla con el cigarro entre los dedos.Y fué mirando sus dedos cuando me dí cuenta de que llevaba un anillo de plata, a diferencia de las otras monjas, que lo llevaban de oro.

Le pregunté por qué ella lo tenía de plata.

“Porque yo ingresé en el convento sin dote.Todas las religiosas, o casi todas, ingresan con dote, bien en dinero, fincas ó joyas, porque provienen de familias adineradas, pero mi familia es muy pobre, no tiene nada, por eso mi anillo es de plata y yo hago los trabajos más duros, como ya te habrás dado cuenta.Pero estoy contenta, porque servir es el trabajo mejor para el señor…”.-

“Ni señor ni mandangas, es una orden clasista, ahora entiendo por qué siempre la veo fregando, cocinando y sirviendo a las demás monjas.Es una mierda, hermana, no es justo y es una mierda”.-

La hermana Trini  ya no era para mí una monja, se convirtió en mi cómplice. Era una mujer muy básica, apenas sabía escribir correctamente, cantaba mal, no formaba parte del coro, sólo fregaba, bordaba, cocinaba, y yo la acompañaba a todas partes.

Como dejé de ser la culpable y protagonista de todos los fregados, pensaban que su compañía me era beneficiosa, y que yo me “convertiría” gracias a ella.

-“Hija, tú no eres creyente y no creo que lo seas nunca, eres como San Francisco de Asís, rebelde y todo sentimiento.Tienes que moderarte en tus impulsos porque si no lo haces, vas a sufrir mucho en esta vida”.-

Creo que me dejó por imposible, porque nunca más volvió a hablarme de dios ni me condujo a rezar ni a arrodillarme siquiera.

Cumplí diecisiete años y me preguntó qué regalo quería.

-“Su pelo, hermana.Quisiera ver su pelo.Por favor, quítese la toca y enséñeme su pelo”.-

-“Qué cosas tienes, pero qué tontería, insensata,siempre pidiendo cosas difíciles…”.-

Pero se quitó la toca y me enseñó su cabeza, pequeña y rubia, con un pelo corto y débil que acompañaba sus ojos verdes.Al día siguiente, nos anunciaron la muerte de Franco.

Me negué a rezar, manifesté abiertamente mi alegría y la hermana se enfadó mucho conmigo.Muy pocos meses después dejé el colegio para siempre.

Antes de cruzar la puerta, busqué a la hermana Trini.

-“Yo no sé cómo despedirme de usted, no sé cómo hacerlo, usted ha sido la única que me ha entendido y me ha respetado y por eso la respeto y la quiero aunque sea una monja, y de verdad que yo no sé cómo despedirme de usted, hermana, porque yo volveré a verla, la buscaré, y cuando menos lo espere yo apareceré.”-

-“Vete y no vuelvas, esto no ha sido bueno para ti, acuérdate de todo lo que siempre te he dicho y guarda nuestros secretos, la vida va a ser difícil para ti si no cambias, Consuelo, yo rezaré por ti todos los días y todas las noches.”.-

Cuando estaba a punto de franquear la salida, volví la vista atrás y allí estaba ella, sonriendo. Casi gritando, dije:

“-Usted ha sido mi madre aquí dentro.Nunca la olvidaré, nunca.La buscaré y volveremos a vernos.”.-

Veintidós años después empecé a buscarla.El convento de Madrid había sido minado por goma 2 legal en una voladura controlada.Nadie sabía el paradero de la hermana Trinidad Pérez.Tras muchos esfuerzos dí con la casa de Roma, donde me informaron de que la hermana estaba en Marruecos, en el convento de Tánger, que era muy mayor y estaba muy enferma, que seguramente no me iba a reconocer.Llamé por teléfono y me confirmaron que sí, que ahí se encontraba, y anuncié mi visita para el mes siguiente pidiendo que no le dijeran nada excepto que le esperaba una sorpresa.

Tánger, tenía que ser precisamente la ciudad que me embrujó desde el primer momento en que la pisé, mágica como la hermana, diferente y mía.

Cuando apareció, viejita y arrugada como una pasa,en una silla de ruedas, me miró fijamente, pero no me reconocía.

Nos dejaron en una pequeña salita, yo no hice ningún esfuerzo por identificarme, sabía perfectamente lo que tenía que hacer para que me recordara.Encendí un cigarro, se lo puse en los labios, y saqué otro para mí.

-“Consuelo ¡¡ mi niña, Consuelo ¡¡”.-

Pasamos el día juntas, fumando y riendo.Tenía muy pocas fuerzas,ó tal vez una mala salud de hierro, pero seguía siendo ella.Le contaba a todo el que se cruzaba por la casa que yo había venido a verla desde España.Sé que la hice muy feliz.

Le dejé una bolsa grande con dos cartones de tabaco y una pequeña cajita.

-“Esto es para usted.Siempre le dije que volvería, y he vuelto.Usted va conmigo a todas partes porque la llevo dentro.”.-

Ilusionada y nerviosa, deshizo el lazo y abrió la cajita, que contenía una alianza de oro.Se le cayeron las manos como si fueran de plomo, se le humedecieron los ojos y me dijo con una voz tremendamente temblorosa: “Que mi dios te bendiga durante el resto de tu vida”.

Nunca más he vuelto a verla.Murió en 1999 en el convento de Tánger.La madre superiora me aseguró que la hermana Trini fue enterrada con el anillo de oro en su dedo.

Consuelo García del Cid Guerra

Noviembre de 2007

La hermana Trini murió un 6 de Noviembre de 1999.




Martes, 06 de Noviembre de 2007 14:00 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

RUÍNA

20071107223710-money-bag.jpg

Me he arruinado tres veces en mi vida, y las tres con mucha dignidad.Arruinarse es un estado poco agradable con el que hay que saber convivir.

No hay que pensar en la muerte , todo lo contrario, se vive como nunca.Se acaban ciertas cosas pero empiezan otras.

El mejor arruinado es aquel a quien el dinero realmente no le importa.Cuando nací, hice mi primera salida a la calle en un Rolls-Royce, de la clínica a casa de mis padres, en el coche de unos amigos.Creo que ese hecho ha dirigido mi vida.Tengo una facilidad acomodaticia extraordinaria, puedo pasar a ser la reina del bono-bus ó incluso no tener para el metro sin que el hecho me deprima.

Puedo estar sin un euro y sigo pareciendo millonaria.No tengo truco ni suerte, sólo un par de ovarios casi masculinos.A veces pienso que cualquier día, yendo al lavabo, la naturaleza me traicionará y aparecerá un miembro desconocido en mi cuerpo diciendo, hola, no me esperabas, soy yo...y haré pis de pié.

Una mujer arruinada es una mujer renovada.El glamour es lo último que se pierde.

Miércoles, 07 de Noviembre de 2007 22:37 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

P.D.

ESTOY

ARRUINADA

Miércoles, 07 de Noviembre de 2007 22:39 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

P.D.

ESTOY

ARRUINADA

Miércoles, 07 de Noviembre de 2007 22:40 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

SALVADOR

20071109184640-puigantich.jpgA las 9.20 del 2 de marzo de 1974 se usaba por penúltima vez en España, con Salvador Puig Antich, el garrote vil, un brutal sistema de ejecución que, por decisión del rey Fernando VII, sustituyó en 1828 a la horca. Consistía en el estrangulamiento del reo mediante un grueso collar de hierro (que abarca la garganta del condenado) y que se aprieta, accionado mediante un gran tornillo posterior (manipulado manualmente por una manivela), hasta estrujarle el cuello, con rotura de cervicales y asfixia. “La agonía de Salvador duró 20 minutos. Murió a las 9.40”, precisa Arcarazo. Unos minutos más tarde se ejecutó por el mismo método a un delincuente común nacido en la antigua República Democrática Alemana y llamado Georg Wenzel.

“Guardo mucha rabia, mucho dolor… Hoy Salvador no habría muerto”, concluye Carme Puig. “Dicen que el tiempo cura heridas… la nuestra sigue abierta y lo estará hasta que no se reabra el caso y se haga justicia. No puedo vivir con odio… Pero ¡yo no perdono…!”, sentencia Carme Puig Antich.

....
A las 8, 30 de la mañana del 2 de Marzo de 1974, una multitud esperaba en silencio en la Plaza Universidad.Hasta el último segundo se confió en la conmutación de la pena de muerte de Salvador.Alguien gritó que había sido ejecutado y una turba incontrolada, entre los que me encontraba yo, la empredimos a gritos, golpes y fuego.Ladrillos en los macutos que se estrellaban contra los escaparates de las tiendas, autobuses vaciados a la fuerza y colocados en medio de la calle cortando el tráfico, cócteles molotov a diestro y siniestro al grito de : Franco ha matado a Salvador.
Los grises se reproducían como moscas, tiraban botes de humo y balas, tiraban a matar.En la Plaza San Jaime ví caer una bala al suelo, la recogí y todavía la conservo.Por las calles del barrio gótico quedaron un sinfín de pasamontañas negros de los que nos deshicimos en la carrera delante de los grises porque se nos distinguía mucho más.
Miles de octavillas contra el régimen volaban en el aire.Al día siguiente fuí encerrada en el convento de las adoratrices por causas políticas.
Viernes, 09 de Noviembre de 2007 18:50 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

NOVIEMBRE

20071110211952-20061211220924-mariposa-butterfly.jpg

Un tema en la deshora, segundos de los días

pérdida de los tiempos

inaceptable aurora anterior al rocío

helada orilla en Noviembre , el sol insiste

pierde

su condición de astro si vuelvo la mirada

y te encuentro dormido.

Sábado, 10 de Noviembre de 2007 21:20 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

princess, 4- club privado-Madrid-Barcelona

El club de las princesas se formó de forma espontánea e inconsciente hace más de quince años.

No puedo revelar los nombres de las cuatro princesas sin autorización expresa de las mismas.

Es privado porque tiene muchas aspirantes que no van a entrar en la "higth".

La lista de espera es larguísima.Las condiciónes fundamentales son :  Tener más de 45 años, una vida plagada de historias y consecuencia, ser de la más radical izquierda y vivir con una espléndida madurez.Fumar, trabajar, implicarse en causas perdidas, luchar por las libertades, arruinarse dos veces como mínimo, y no tener el más minimo aprecio al dinero.

 

Domingo, 11 de Noviembre de 2007 21:29 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

LEALTAD

20071114183344-republica3.jpg

“Mañana en la batalla piensa en mí”

                                    J.Marías

  

Encañonó mi alma a cambio de su nombre

Del nombre de mi amigo, y no lo dije.

Muchos dijeron que perdí, pero no es cierto

Todos supieron mucho de mi gesto

Y pasó mucho tiempo.

 

Hay gente que asegura conocerme

Y no me ha visto.

Hay gente que imagina, que fabula, que miente

Hay personas imán y personas serpiente

El resto de la vida que coloque, si puede

En el lugar correcto cada cosa

A cada uno ahí donde se pone

La música final de retirada.

 

Muchos dijeron que perdí, pero no es cierto.

Porque aunque la bala hubiera sido a muerte

A muerte habría yo muerto callada.

Para saberlo hay que estar en el límite

Para el límite haber cruzado las batallas

Pues ni una es estéril si se emprende

Desde el calor templado de la sangre

Los de la sangre fría son los otros

Los que dijeron que perdí camino a Itaca

Los que jamás pensaron mi regreso

Pero he vuelto.

 

Medio mundo, cien lenguas, tantos giros

No me mató la bala ni me quedó metralla

Pues no existen dolores sin consuelo.

Miércoles, 14 de Noviembre de 2007 18:34 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

jueves

20071115140453-limpiando.gif
12,30 de la mañana.Entra la jefa de sala en mi despacho con la hoja de toma de datos de una chica nueva.
Mejicana, con NIE Y PERMISO de estudiante, que la autoriza a trabajar media jornada, como es el caso.
María, la jefa de sala, me dice: La nueva dice que no sabe dónde vive.
Qué? que no sabe dónde vive? creí que aquí lo tenía todo visto, pero ya veo que no.Estás segura de lo que dices?
-Completamente, responde María.Dice que no sabe dónde vive.
-Pues qué le digo yo a la gestoría? cómo se le hace un contrato si no sabe dónde vive?
-La mejicana, Alexandra, entra en mi despacho.
-No me acuerdo de dónde vivo.Estoy temporalmente en casa de una amiga pero empadronada en casa de otro amigo para lo del trámite del permiso de estudiante.
-Para el trámite? pero si me acaban de dar tu nie.
Se pone colorada.
-Acabáramos ¡¡¡¡ no sabes dónde vives, dices que estás tramitando el permiso de estudiante pero me das un nie expedido y vigente con permiso de estudiante.
Más colorada.
-A ver, Alexandra, el NIE es auténtico ó es falso?
-Colorada y llorando.
-Necesito trabajar.
-No lo dudo.Pero con documentación falsa lo tienes mal.Empezamos engañando y así no vamos a ningún lado.Por cierto, la falsificación es muy buena, habría colado.Y como la seguridad social lo coge todo, el contrato (que tenía ya en mi mano y le muestro) habría entrado.Pero has mentido fatal.
-Sigue llorando.
-Necesito trabajar.
-No lo dudo , pero esta no es la forma.No voy a arriesgarme con alguien que llega mintiendo.Estás ilegal?
-No ¡¡¡ pero es que sólo tengo el resguardo del NIE, y hasta dentro de tres semanas no me dan la tarjeta, y sin la tarjeta no puedo trabajar, y ya no me queda dinero, llevo un día entero sin comer, no puedo más, y mi amiga la del piso donde estoy me presentó a un argentino que falsifica NIES, y como es amigo me lo ha hecho y no me ha cobrado nada...
-En tres semanas tienes la tarjeta?
-Sí, se lo juro, pero yo necesito trabajar porque no me queda nada y .......
-Sabes limpiar cristales? (María pone cara de horror , se tapa los ojos con las manos)
-Sí, claro, claro que sé.
-Tienes más de doce ventanas.Te pago 10 euros la hora.Empieza ahora mismo y te pago al terminar.Mañana hablamos de lo del resguardo de tu NIE.
-Deja de llorar y empieza a decir lo que tantas veces he oído: Gracias, no se arrepentirá, no la voy a fallar..............
-Tú misma.Tienes una oportunidad.Si la tiras a la basura, te costará mucho volver a tenerla porque empresarios locos somos pocos.
Alexandra está limpiando los cristales.María alucina y me acaba de preguntar si tengo algo que ver con la masonería.

 


Jueves, 15 de Noviembre de 2007 14:05 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

DOS

Mira que no hay horizonte al final del camino. Que cuesta recorrer lo ya encontrado. Y adivino tus pies tu gas tu grito. El sabor de ese vino rescatado. Mientras todo sucede. Sabes que en el color del viento está tu nombre. Lo leo mientras pasan los aviones. Lástima que no hay bancos en el cielo. Para sentarme y ser, mientras te espero. Gaviotas y relámpagos, a veces tantas nubes. Excesivas palabras y lugares comunes. El nuestro era tan claro transparente. Pertenecido a dos , tan reservado. Que sólo algún piloto de cuando en cuando mira. Creyéndolo accidente, pero casi. A veces me parece que lo sabe.
Jueves, 15 de Noviembre de 2007 19:35 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

in secula seculorum

20071115200743-cielo-3.jpg
Jueves, 15 de Noviembre de 2007 20:07 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

Para poseer algo o alguien, es preciso no abandonarse a él,
no perder la cabeza; en suma, ser superior. Pero es ley de
vida que se goza sólo aquello a lo que nos abandonamos.

                                                                   ( Cesare Pavese)

 

Sábado, 17 de Noviembre de 2007 16:12 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

Existe una razón para el ahogado

otra para el que sigue

una excusa sin nombre en el malvado

seda en los calendarios

leyes que desconocen

delincuentes que escapan

casas

cárceles

olas como el diablo

de vez en cuando

llaman.

Sábado, 17 de Noviembre de 2007 20:27 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

20071118155211-consuelo.jpg
Domingo, 18 de Noviembre de 2007 15:52 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

DUELO

20071118161200-20060722152627-15-20violetas.jpg

Cuánto dura el dolor sin que exagere?

Se mide exactamente, conviene longitud?

 Cómo es si no pasa, cómo si permanece?

 Hasta dónde es correcto, quién lo dice 

 Quién lo sabe, quién llora, quién permite

Quién sobre el alma de otro dicta un plazo

Qué plazo, cuánta lágrima ,qué insomnio

 Qué persona, qué dios, qué corazón

 Qué lugar, en qué oración dicen, qué rezo

 Por qué debo olvidar si la verdad no es otra

Por qué debo engañar con su mentira

Por qué si ya no está,, si no me mira

Por qué, maldita sea, su nombre sse termina. 

No me existe valiosa ceremonia

No tengo otro color que el tono del adiós

No me queda otra frase que la suya

No permito momentos

 No quiero más lecciones, por favor

 Ya lo sé, al fin lo entiendo 

Que nadie me lo diga , porque sé que no es cierto

Dejad de repetirlo ,que  es mentira:

No me han acompañado en el sentimiento.    

Domingo, 18 de Noviembre de 2007 16:15 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

amistades peligrosas

20071119195428-p96su42.jpg
Lunes, 19 de Noviembre de 2007 19:54 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

palabraSencillamente palabra

20071120124943-expo-lorca2.jpg

Sencillamente palabra

Un café, tu escalera ,

 laPuerta de tu casa.

Martes de ti recuerdo

Llegamos tarde.

Era violeta el tiempo

Viento de marabú

Consignas, tedios

Beneficios del sur

Sencillamente palabra

Martes, 20 de Noviembre de 2007 12:50 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

localizador cbvgfrr 2245g

20071120180551-dsc02147-1-.jpg

Y he dibujado árboles camino del desierto

Una canción de cuna con sonido de llaves

Un país confundido y sin idioma

Una persona

Un templo sin dios pero con niños 

Y atravesado el cielo en continentes

Me pregunté si el tiempo me dejara

Ver la luz de Marruecos

Góndola de Venecia

Soledad en Omán

Playa de Margarita

Tranvía de Lisboa

Mate argentino

Color de Argelia

Si me dejara lejos, si pudiera

Regreso sin llegar ,

cómo extranjera

Residente ,viajera, trotamundos

Un lugar en el mundo.

Foto: Omán.

Martes, 20 de Noviembre de 2007 18:07 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

TEATRO

20071121145513-lupe.jpg

Puro teatro - LA LUPE

Igual que en un escenario
Finges tu dolor barato
Tu drama no es necesario
Ya conozco ese teatro

Fingiendo,
que bien te queda el papel
después de todo parece
que es esa tu forma de ser
Yo confiaba ciegamente
en la fiebre de tus besos
mentiste serenamente
y el telón cayo por eso

Teatro,
lo tuyo es puro teatro
falsedad bien ensayada
estudiado simulacro

Fue tu mejor actuación
destrozar mi corazón
y hoy que me lloras de veras
recuerdo tu simulacro

Perdona que no te crea
me parece que es teatro

Teatro,
lo tuyo es puro teatro
falsedad bien ensayada
estudiado simulacro

Fue tu mejor actuación
destrozar mi corazón
y hoy que me lloras de veras
recuerdo tu simulacro

Perdona que no te crea
me parece que es teatro
Perdona que no te crea
Lo tuyo es puro teatro

 

1
1
1

Miércoles, 21 de Noviembre de 2007 14:55 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

Dolor de corazón en tan cansina espada

Los lagartos se acercan averiguando brillos

Héroe por muchas cosas , caballero por nada

Demasiadas fronteras , nombre sólo

Tanto país sin casa , último hotel pendiente

Adónde vas ,adónde se dirige tu cartera

Sólo una muda, sólo tú

En cada terminal del aeropuerto

Te encontré apresurado , te sabía perdiendo

Y tu rostro encañonó el más hermoso gesto

Que has tenido

Y eras tan dividido, tan de adentro

Tan blanco de palabras agotado el discurso

A todos los diablos se lo he dicho

Es tu último vuelo.

Miércoles, 21 de Noviembre de 2007 18:02 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

20071122164807-irabordo.jpg

Un payaso suspira en el último acto

Me represento yo cuando lejana

Tenía en otra voz el aire de verano

Y tenía una casa

  
Jueves, 22 de Noviembre de 2007 16:48 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

piérdete, lumia

20071122164850-kgb-hugelogo.jpg
Jueves, 22 de Noviembre de 2007 16:48 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

Jueves, 22 de Noviembre de 2007 17:04 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

GARCIA DEL CID

20071122210652-garciacid.jpg

Noche de hipocondría convoca a los ladrones

No roban otra cosa que el corazón de niños

Dorada juventud sobre lo acontecido

Mi abuelo me enseñó el femenino

De trigre,. Tigresa.

No me dejó viajar mientras vivía

Me cubrió de collares y decenas

De plata y de melindros

Me mostró los museos y los sitios

Las carreras de galgos , el boxeo

La zarzuela imposible y la canción del olvido

Tal vez para olvidar el femenino

De tigre, Tigresa.

Tenía  Francisco un cuarto inmenso de científico

Con mariposas muertas y clavadas en cuadros

De transparente vidrio y alfiler delicado

Cucarachas y grillos y moscas y mosquitos

Francisco García del Cid dijeron que fué sabio

Masón, biólogo, sin fin condecorado

Cultivaba los libros y los cuadros

Sus peces se movían escuchando los fados

Su campana de día me ha llamado de nuevo

Adónde vas, me ha dicho, la Antártida te espera

Más de diez marineros en búsqueda del plancton

Escriben con la luz del primer faro tu nombre

La boca de la luna te ha mirado en noviembre

Conoce el femenino y la palabra y verbo

De tigre, Tigresa.

Salgamos a la mar ,que sube la marea

Y escúchame un segundo : Las tigresas son putas:

No lo seas.

  
Jueves, 22 de Noviembre de 2007 21:06 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

oh capitán, mi capitán

Oh capitán, mi capitán, tu altura se me eleva,

desmedida en el tiempo volcando la cosecha

corren vientos de escarcha apresurada

los tejados amparan a dos cigueñas tristes

luz de buena esperanza, frío de madrugada

sombra de cascabeles sobre amantes tendidos

bajo un manto de arena sin color,

quédate para siempre, en ti confío

escribe bajo tus ojos y convoca el delirio

deja que nuestras legañas se arrepientan

qué frío …

Ay Capitán, cómo era de entonces

esperar sin llegar tus pasos de guerrero

acaso tengo más escarcha que veneno

ríos desdibujados que revelan

las pistas del camino de los años,

nunca pienses que miento:

nunca que desafío

es sólo que ausentarte tanto tiempo

y no escuchar tu voz y no tener momentos

hace que permanezca tatuada por tomar el relevo

que cualquier signo errante se haga minueto

en guardia por si el día acaso es diferente

qué miedo…

Y cuánto, Capitán, cuánto más debo

qué asuntos argumentan esta larga condena

por divina justicia y por tu muerte pesa

el color de aquella piel con desventaja

la que se despedía de mis dedos con tus llagas

no me importó curar ni hacerme eterna

me mantuve de pié , fuí tu soldado

por un collar de besos hasta el tacto serena

pensando en la piedad de lo más alto

con un peine de arsénico ordenando

imposibles cabellos rociados de cayena

es cuestión de minutos, me dijeron

quédate junto a él , coge su mano, espera

qué inmenso océano de dolor, mi Capitán

qué pena…

   
Viernes, 23 de Noviembre de 2007 11:50 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

VOLVER

20071123121423-tango.jpg
Canción: Volver
 
Yo adivino el parpadeo
de las luces que a lo lejos van
marcando mi retorno
son las mismas que alumbraron
con sus pálidos reflejos
hondas horas de dolor
y aunque no quise el regreso
siempre se vuelve al primer amor
la quieta calle, que en el eco dijo
tuya es mi vida, tuyo es mi querer
bajo el burlón mirar de las estrellas
que con indiferencia hoy me ven volver
Volver con la frente marchita
las nieves del tiempo, platearon mi sien
sentir que es un soplo la vida,
que 20 años no es nada
que febril la mirada
errante en la sombra te busca y te nombra
Vivir,con el alma aferrada a un dulce recuerdo que lloro otra vez.
Tengo miedo el encuentro con el pasado
que vuelve a enfrentarse con mi vida
tengo miedo de las noches que pobladas
de recuerdos encadenan mi llorar,
pero el viajero que huye,
tarde o temprano detiene su andar
y aunque el olvido que todo destruye
haya matado mi vieja ilusión
Queda escondida una esperanza humilde
que es toda la fortuna de mi corazón.
Volver con la frente marchita
las nieves del tiempo, platearon mi sien
sentir que es un soplo la vida,
que 20 años no es nada
que febril la mirada
errante en la sombra te busca y te nombra
Vivir,con el alma aferrada a un dulce recuerdo que lloro otra vez.
Vivir,con el alma aferrada a un dulce recuerdo que lloro otra vez.
 
 
Las letras de canciones pertenecen a sus autores y se muestran aquí por motivos educativos.
 
Viernes, 23 de Noviembre de 2007 12:14 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

deja vu ???

20071127135527-20060722152627-15-20violetas.jpg

En un lugar del mundo se tramita mi rostro,

 aparecen fantasmas tiritando el misterio:

Diminuta ventana sobre mi vientre escribe

un murciélago muerto abre paso a la luz

llega un dibujo azul y un duende avisa;

señala la marea y se levanta un hombre

que asegura me sabe y me conoce. 

Alguien que ví una vez, una vez sólo

dice que son mis ojos y recuerda

de mucho tiempo atrás el momento y la esencia

pasión de otro a través de un tercero

un aviso de más, sin largo viaje

sencillamente aquí como si fuera

sólo casualidad .  

Martes, 27 de Noviembre de 2007 13:55 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

a Lissy Bassler
(Viena 18.08.1943 - Madrid 27.08.2007)
mi Hermana



La guía ha muerto, opóngase la entonación esperando el pasado, un conjuro supremo que se invoque; pero oscurecido, seguro de lo que va a desatar con voz firme, inequívoca, bien definida que la regrese a la vida, pero viva, única, conversa, suponiendo palabras que cuentan otra historia perdida y pasada. Su propia historia en el movimiento de la escucha.




Lissy y Lolo. Madrid, 1958

 

 

 

 

 

 

 

Texto: C.Dolores Escudero

http://www.adamar.org/

Miércoles, 28 de Noviembre de 2007 16:31 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

27

Yo creo que está tranquila jugando con la nieve

y que de alguna forma vigila tu compás

 y respira sólo si tú respiras.

Creo que, todavíano ha deshecho del todo su equipaje

y prepara un abeto engalanado desde el mejor lugar.

Creo que se ha peinado como nunca

y baila lentamente y saborea

una copa de tí.

Que mira abajo desde una noria en fiestas

que se ríe del mundo y algún dios pone música

y entre sus faldas juega al escondite inglés.

Y creo que eres, ahora,

tú la hermana mayor

y la pequeña, ella.

Una nube en la tierra parece que la oculta

preguntaron su nombre al ingresar arriba

 y su pluma invisible escribió sobre el aire:

Es la madre de Franz

Es la mujer de Juan

Es la hermana de Lola

descansa en su habitación, sonríe todo el tiempo

monta un caballo blanco , parece una sirena

duerme, dibuja y vuela entre los peces

no sabe cuánto tiempo ha transcurrido

no hace calor ni frío, se mantiene la luz

el fuego que no quema, los pecados veniales

propósitos de enmienda, virtudes teologales

nada estremece excepto la insistencia

de conocer su nombre.

Se llama Lissy Bassler

mujer, hermosa, la mejor, duradera:

es la hermana de Lola

es la mujer de Juan

es la madre de Franz

escribe con los ojos su árbol genealógico

una lluvia de flores abre la bienvenida

banquete dulce y tibio con todos los azúcares

no hay color de sangre ni sangre analizada

Es la mujer de Juan

Es la madre de Franz

Es la hermana de Lola.  

  

Miércoles, 28 de Noviembre de 2007 18:06 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema

20071128181722-20070602230633-afric-13.jpgMemorias de África: Hoy ha llegado el correo y un amigo me ha escrito lo siguiente: “Los Masai han informado al Comisario del distrito de Ngong que muchas veces, al alba y al crepúsculo, han visto leones en la tumba de Finch-Hutton. Un león y una leona llegan hasta allí y permanecen en pie o echados sobre la tumba durante largo tiempo. Después de irte tú, el terreno que rodea la tumba fue nivelado, formando una especie de terraza. Supongo que aquella elevación constituye un lugar ideal para los leones. Desde allí pueden observar toda la pratera, y el ganado y la caza que hay en ella”.
A Denis le gustará saberlo.
Tengo que acordarme de contárselo.
Miércoles, 28 de Noviembre de 2007 18:17 Consuelo García del Cid Guerra #. sin tema


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris